El Indice de Precios al Consumo (IPC) aumentó en el mes de junio un 0,3% respecto al mes anterior, por lo que la inflación interanual se sitúa en el 3,4% y la acumulada del 2000 en el 1,8%, según los datos facilitados por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Por lo que respecta al IPC de Alimentación, el pasado mes de junio se redujo un 0,1%, debido a la caída del precio de la carne de ave y del aceite, y pese al aumento de la carne de cerdo y ovino. Las Cámaras de Comercio se han pronunciaron al respecto señalando que esperan una ralentización del crecimiento de los precios a partir del tres trimestre, para acabar a finales de 2000 en el 2,5%.