Aral Digital.- El gigante francés Carrefour ha dado a conocer los resultados de los tres primeros trimestres del año, en los que su facturación ha llegado a alcanzar los 66.699 millones de euros, un incremento del 5,7%, respecto al mismo período del año anterior.

En este crecimiento tiene mucho que ver la filial española, ya que las ventas en hipermercados han tenido un buen comportamiento, sobre todo en electrónica y alimentación. Pero este aumento procede, especialmente, de la cadena de supermercados Carrefour Express que, en el último trimestre, creció un 11,6% (190 millones de euros), mientras que el crecimiento de los hipermercados se establecía en un 2,6% (2.411 millones). La ralentización en hard discount (Día) también fue importante con un crecimiento del 0,7% (782 millones).

Las ventas de Carrefour en nuestro país en el tercer trimestre llegaron a los 3.646 millones de euros, un 2,5% más que en 2006. En los nueve primeros meses del año, la facturación de la filial de Carrefour se ha incrementado un 4,7%, hasta 10.359 millones.

Este comportamiento no ha sido igual en otros países europeos como el propio país sede del grupo, en donde Carrefour registra una caída de las ventas del 2% en el tercer trimestre, un 0,1% en nueve meses.

Mientras, dentro de Europa, Grecia, Turquía y Rumanía están siendo los países impulsores del incremento en este Continente; en Asia, Carrefour creció un 16,6% y en América Latina un 49,3%. Ante el mal comportamiento de los mercados belga e italiano, Carrefour se plantea tomar medidas como la cesión de tiendas con pérdidas estructurales o el reforzamiento del modelo operacional mediante una bajada de los precios, una mejora de activos y una simplificación en la gestión de marcas.

En el tercer trimestre, Carrefour ha abierto o comprado un total de 385 nuevas tiendas, equivalentes a 370.000 metros cuadrados.