AMDPress.- La cifra consolidada de ventas del grupo francés Galeries Lafayette fue de 1.335,2 millones de euros en el primer trimestre del año, con un aumento del 4,8% respecto a la cifra registrada a finales de marzo de 2002, que fue de 1.274,1 millones. El incremento ha sido del 3,2% a valores constantes, y del 2,2% si se excluye el apartado de rendimientos financieros.

Por áreas de negocio, el volumen de negocio de Grands Magasins aumentó sólo un 0,3% respecto al primer trimestre de 2002, pasando de 574 millones a 575,7 millones de euros, pese a la aplicación de un programa de iniciativas promocionales más intenso. Esto fue así debido a la desaceleración de los resultados de Haussmann (que retrocedió un 4%) como consecuencia de “una menor afluencia de clientes extranjeros a causa de la situación internacional”, circunstancia que fue en parte compensada por una evolución positiva del volumen de negocio de los establecimientos provinciales (con aumentos del 2,4%). Asimismo se produjo un estancamiento de las ventas minoristas de BHV ( 0,9%).

La marca Monoprix, por su parte, aumentó un 4,7% en este primer trimestre del año, de 416,9 millones a 436,7, con una evolución relativamente homogénea entre las zonas de París, área metropolitana y zona provincial; además, todos los sectores: alimentación y no alimentación incrementaron sus resultados, los sectores textil y perfumería.

La división “Resto de Actividades de Distribución” registra un incremento en su volumen de negocio de un 14,1%, gracias a la adquisición de Europa Quartz a finales de marzo de 2002. En valores constantes, el volumen de negocio de esta división aumento un 8,1%.

Por su parte, la división Servicios aumentó un 14% sus ventas (de 208,9 millones de euros a 240,4 millones), resultado que está vinculado fundamentalmente al incremento del 15,1% en el rendimiento bruto de la actividad financiera. En valores constantes, el volumen de negocio de esta división se incrementó un 7,9%.