En el conjunto del período comprendido entre enero-noviembre de 2000, las grandes superficies de Cataluña incrementaron su facturación en un 5,3%, según el Institut de Estadística de Catalunya de la Generalitat catalana, con respecto al mismo acumulado del ejercicio anterior, ya que en noviembre aumentaron un 3,7%.