Aral Digital.- Target, una de las principales cadenas minoristas de Estados Unidos, ha incrementado su beneficio neto un 28,5% en el primer trimestre del año, hasta totalizar 549 millones de euros. Asimismo, la compañía ha registrado un incremento de ventas del 5,5%, hasta 12.760 millones de euros, si bien, en términos comparables el crecimiento se ha cifrado en un 2,8%.

“Estamos muy satisfechos con los resultados del primer trimestre, ya que son el resultado de una labor disciplinada de nuestros equipos en un entorno económico más duro de lo esperado. Nuestro negocio minorista ha obtenido unos resultados que se sitúan muy por encima de nuestras expectativas”, indica Gregg Steinhafel, presidente y director ejecutivo de la compañía.

La cadena con sede en Minneapolis cerró el ejercicio 2009 con 1.740 tiendas distribuidas en 49 estados, todas ellas en territorio estadounidense. No obstante, el operador tiene previsto adentrarse en mercados exteriores como Canadá, México y Latinoamérica, si bien esa internacionalización no se producirá antes de tres años. Igualmente, el retailer ya ha anunciado -al igual que Wal Mart- que está planeando abrir pequeños establecimientos en mercados urbanos de ciudades norteamericanas.