Después de meses de investigación, ensayos y pruebas, probando distiintas materias primas, cocciones, procesos, etc., ARTTPA -empresa de nueva creación dirigida por un joven equipo de especialistas con más de 50 años de experiencia en el sector de la panadería- ha creado "la fórmula del pan como el de antes pero sin gluten", según explican.

Sus panes van envasados individualmente en una bolsa protectora apta para la congelación y cocción en horno convencional o microondas. "De esta manera se evita la contaminación cruzada facilitando que el usuario final pueda almacenarlo en el mismo congelador que los demás alimentos y usar el mismo horno que con los que contienen gluten", explican desde ARTTPA.

Fuentes de la empresa añaden que "nuestros panes sin gluten tienen una corteza crujiente y una miga esponjosa. El sabor es tan bueno que hay que mirar la etiqueta dos veces para asegurarse que son sin gluten. Elaborado bajo estrictos controles, que garantizan siempre la calidad, la uniformidad y la ausencia de gluten". Cuentan, además, con la certificación FACE y Espiga Barrada.