La Junta General ordinaria de accionistas de Capsa Food (Corporación Alimentaria Peñasanta S.A.) ha aprobado las cuentas correspondientes al ejercicio 2015, un año protagonizado por la bajada del precio de la materia prima a nivel mundial, el incremento de la producción y el decrecimento del consumo, y que coincide además con el fin de las cuotas lácteas. A pesar de este contexto, la compañía cierra este año con una cifra de negocio de 646 millones de euros, un EBITDA de 32 millones de euros, un 7% por encima del 2014 y un resultado neto antes de impuestos de 14,4 millones de euros ( 29% vs año anterior). Los beneficios netos consolidados después de impuestos ascienden a los 10,5 millones de euros, un 17% más que en el ejercicio anterior.

Este ejercicio ha coincidido con el arranque del Plan Estratégico trianual 2015-2017, que tiene como objetivo crecer con rentabilidad vía diversificación de negocios y geográfica, desde la visión de un líder lácteo generalista que gestiona de manera especializada cada negocio. Este Plan está apoyado en cuatro pilares estratégicos, la gestión de las marcas en el mercado español, la gestión de las marcas en el mercado internacional y nuevos negocios, la gestión especializada por negocio y la apuesta por el producto industrial e ingredientes.
En el año 2015, Central Lechera Asturiana ha crecido un 7% con respecto al año anterior, tanto en gran consumo como en hostelería. Por familias, el crecimiento es del 7% en leche líquida, 27% en leches vegetales, un 6% en mantequilla y un 2% en quesos.

En el ámbito internacional, Capsa ha logrado acuerdos con clientes que le han permitido tener un crecimiento del 50% vs el año anterior. También en este año yen su apuesta por los nuevos negocios, se ha cerrado un acuerdo con Hefame para comercializar la leche infantil IA Baby, y se ha homologado la leche infantil Mibe. Dentro de este mismo Plan, a mediados de 2015, la compañía ha procedido a separar sus negocios de marca de los de la marca del distribuidor. Para ello, se ha creado la sociedad comercializadora Iberleche junto a Lactogal a través de Leche Celta.

Los proyectos estratégicos de mejora operativa, económica y de calidad han sido otros de los puntales en los que se ha apoyado Capsa en 2015, año que cierra de manera "satisfactoria" como indica su director general, José Armando Tellado. "Con uncrecimiento importante en volumen, cuota de mercado y resultado económico, que nos ha permitido arrancar el primer trimestre de 2016 con optimismo para seguir trabajando en equipo por el futuro de esta empresa".