AMDPress.- La Compañía Vinícola de Norte de España (CVNE), con sede en Bilbao y bodegas en Haro (La Rioja) y Laguardia (Álava), ha obtenido una facturación de 10,37 millones de euros durante el primer trimestre de 2003, que supone un incremento del 19,95% respecto a los 8,65 millones de euros registrados durante el mismo período del año pasado. De igual forma, el resultado después de impuestos se ha situado en 1,78 millones de euros, un 14,86% más que los 1,55 millones de los tres primeros meses de 2002.

Según la compañía, loel aumento de los ingresos ha procedido de la subida conjunta del volumen comercializado y del precio de venta. En los próximos meses, CVNE espera que “el ejercicio evolucione de manera ascendente”.