Aral Digital.- Uno de cada tres españoles considera que no toma suficiente fruta al día y hasta un 65% de los hogares complementa su consumo con lácteos y zumos. Estos datos se extrapolan del estudio Heinz Sunshine sobre hábitos de consumo de fruta y hortalizas en nuestro país, realizado por Sigma Dos a decisores de compra de 4.000 hogares.

Asimismo, el informe destaca que en España no se consume más fruta por falta de hábito (46%) y por falta de tiempo e incomodidad para prepararla (31%). Esta última razón tiene mayor incidencia en los entrevistados entre 30 y 64 años en plena vida laboral.

Según el decálogo de la Estrategias Naos, se debe incrementar la ingesta diaria de frutas, verduras y hortalizas hasta alcanzar, al menos, 400 g/día. Esto es, consumir, como mínimo, 5 raciones al día de estos alimentos.

Y es que, de hecho, la práctica totalidad de los hogares conocen los beneficios que la ingesta de fruta produce en el organismo, como su aporte vitamínico. En cambio en el 33% reconocen que no se toma la cantidad suficiente al día. La preocupación por llevar una dieta sana rica en fruta aumenta con la edad y también en las familias con hijos. Mientras que solamente al 38% de las parejas sin niños les gustaría consumir más fruta, en el 62% de los hogares con niños preferirían tomar más.

El tomate se encuentra entre los cinco primeros productos vegetales preferidos en los hogares españoles. A nueve de cada diez españoles les gusta. Y es que según el estudio, el tomate está presente en la mitad de las cestas de la compra de nuestro país.

La sustitución de la fruta ha llegado con los lácteos con los zumos y lácteos con fruta. Su consumo se rige por dos vectores, salud y rapidez. En ocho de cada diez hogares españoles se toman zumos habitualmente. Los principales motivos para ello son el sabor (75%) y la salud (73%).

“Estos hechos, unidos al ritmo de vida actual, llevan a la industria a trabajar en la obtención de zumos saludables y prácticos que satisfagan estas necesidades” afirma José María Gari, director de Marketing de Heinz, y añade que “Heinz ha ido un paso más allá con Sunshine, ofreciendo un zumo en el que se combina frutas y tomate, con todos los beneficios que éste reporta a la salud, sin renunciar al buen sabor del producto”.

Entre las ventajas del zumo destacan que son refrescantes, hidratan, aportan propiedades nutricionales, permiten mezclar varias frutas y elaborar atractivas combinaciones que proporcionan sorprendentes sabores.

Pero sobre todo, se consideran dentro de la categoría de frutas y verduras, ya que contienen de forma natural vitaminas, minerales y otros compuestos saludables. Además se trata de un segmento con grandes posibilidades de innovación.