AMDPress.- El consumo de vino en España se ha situado en 1.144,57 millones de litros en 2005, lo que supone una caída con respecto a 2004 del 4,4%, mientras que en valor se ha producido un incremento del 5,9%, hasta alcanzar los 2.959 millones de euros, según datos de la encuesta de consumo alimentario del MAPA analizados por la Federación Española del Vino (FEV). Por su parte, el consumo per cápita en España ha alcanzado los 26,74 litros en 2005, frente a los 28,36 de 2004.

Por canales, se producen pérdidas en ambos, siendo mayor la caída en hostelería (-5,9%) que en alimentación (-2,3%). En cifras absolutas, de los 1.144,57 millones de litros consumidos, 472,11 millones se consumieron dentro de los hogares españoles (41,2%) y 672,46 en bares, cafeterías, hoteles e instituciones (58,8%).

En cuanto a la clasificación por tipos de producto, el vino de mesa, que sigue siendo el producto con más peso (60% del total), registra pérdidas tanto en hogares (-5,1%) como en hostelería (-14,6%), que arrastran al total. Asimismo, destaca el aumento del consumo del vino con D.O. ( 8,2%), tanto en hogares ( 7,2%) como en hostelería ( 8,7%), siendo el producto alimenticio que mayor aumento ha registrado en el panel del MAPA. Por su parte, el consumo de espumosos y cavas crece un 4,6%, aunque aumenta un 13,9% en hostelería pero cae un 2,4% en alimentación.

El incremento de los vinos con D.O., de mayor valor añadido, explica el aumento del 5,9% registrado en valor por el conjunto de los vinos, ya que el gasto global ascendió a 2.959,35 millones de euros en 2005. Concretamente, en los hogares españoles aumenta un 1,5%, hasta los 903 millones de euros, y en hostelería un 7,9%, hasta 2.056 millones de euros.