AMDPress.- El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Ribera del Duero alcanzó los 34,7 millones de kilos de uva en la campaña del año pasado, casi un 44% menos del volumen obtenido en la vendimia de 2000. De esta cifra, 32,5 millones de kilos correspondieron a uva tinta, y sólo 2,3 millones de kilos procedieron de uva blanca.

El año pasado, se comercializaron un total de 28,9 botellas, de los cuales17,3 millones fueron de Tinto Joven, 7,5 millones fueron de Tinto Crianza, 2,1 millones de Tinto Reserva, 1,4 millones de Rosado y 404.729 unidades procedieron de Gran Reserva. Julio, junio y septiembre fueron los meses que concentraron las mayores ventas de Tinto Joven, con 1,92, 1,88 y 1,82 millones de botellas vendidas, respectivamente.

En la producción de 2001 participaron 129 bodegas elaboradoras, 140 bodegas de almacenamiento, 112 bodegas de crianza y 105 bodegas embotelladoras. Con respecto a la climatología, ésta ha sido suave y húmeda, destacándose por ser una de las de mayor pluviometría de las últimas décadas así como por la escasez de heladas invernales.