Fernando Burgaz, director general de la Industria Alimentaria del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Magrama, ha anunciado la próxima puesta en marcha de un Protocolo de actuación que permitirá el seguimiento en el mercado, de leches de consumo a precios anómalamente bajos, y que pueden ser sintomáticos de un funcionamiento inadecuado de la cadena alimentaria.

Con esta iniciativa del Ministerio, que se enmarca en la nueva Ley de medidas para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria, podrán detectarse incumplimientos de la legalidad y darles traslado a la autoridad competente. Así lo ha explicado en la XII reunión de la Comisión de Seguimiento del Convenio de Colaboración para la mejora de la eficiencia de las cadenas de valor y comercialización de la leche y los productos lácteos, que se ha celebrado en la sede del Departamento.

En el marco de las actuaciones realizadas en desarrollo del Convenio lácteo, Burgaz ha presentado también un nuevo modelo de análisis de la cadena de suministro y distribución de leche y productos lácteos, mediante el cuál se pretende dar a conocer los flujos de producto existentes en el sector y analizar su evolución.

En la reunión se ha dado a conocer el estado de tramitación de la Norma de calidad del queso, y se ha comunicado el inicio, por parte del Ministerio, del programa de control sobre el grado de implementación de los compromisos adquiridos por las empresas, adscritas al Convenio de colaboración, para la implantación y desarrollo de un programa de productos lácteos sostenibles.

La Comisión de Seguimiento ha podido también conocer la evolución de los Índices de Confianza de los sectores agroalimentario y lácteo, que han sido positivos durante el primer trimestre de 2014. En concreto, el índice de confianza del sector lácteo ha aumentado 3,4 puntos respecto al último trimestre de 2013.

Por otra parte, se han presentado los datos de consumo de leche y productos lácteos procedentes del Panel de Consumo Alimentarlo durante los meses de abril y mayo, de los que se desprende un descenso en los volúmenes consumidos acumulados del mes de mayo. Así el volumen de leche líquida ha descendido un 1,3% en comparación con el mismo periodo del año anterior, aunque el gasto se mantiene estable con un ligero incremento del 0,5% al aumentar su precio medio en este periodo un 1,9%.