AMDPress.- La EUWEP, asociación europea de envasadores, comercializadores y procesadores de huevo, a la que pertenece la INPROVO (Organización Interprofesional del Huevo y sus Productos), en representación del sector español, ha denunciado que toda la infraestructura empresarial de la producción de huevos comunitaria se diezmará de no impedirse la implantación de la legislación sobre bienestar de las ponedoras, que actualmente no establece protección contra las importaciones de huevos producidos con normas inferiores.

La amenaza para la industria europea proviene de la implementación de la Directiva 99/74/EC sobre el bienestar de las gallinas ponedoras, que debe estar totalmente aplicada en el año 2012. Mientras que los productores comunitarios deben emplear sistemas de producción nuevos y respetuosos con el bienestar animal, los productores de países terceros que envían sus huevos al mercado comunitario no tienen estas restricciones. Además, las tarifas arancelarias actuales, establecidas en la Ronda Uruguay de la Organización Mundial de Comercio (OMC), que contribuyen a la protección de las producciones comunitarias, están bajo amenaza de desaparecer.