La Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas ha participado en un debate celebrado en la sede del Parlamento Europeo en Bruselas en el que se ha tratado el papel que juega la industria para fijar población y contribuir al desarrollo local.

Bajo el título “Industry, a solution to depopulation?” (La industria, ¿una solución a la despoblación?) el encuentro ha sido organizado por el eurodiputado socialista Nicolás González Casares, con la colaboración de Fiab y Oficemen, la Agrupación de fabricantes de cemento de España.

Mauricio García de Quevedo: "Nuestras empresas dinamizan la vida en el entorno rural, proporcionando empleo y demandando y atrayendo servicios conexos a las zonas rurales, como el transporte o la restauración"

“Nuestras empresas dinamizan la vida en el entorno rural, proporcionando empleo y demandando y atrayendo servicios conexos a las zonas rurales, como el transporte o la restauración. De esta manera, la distribución geográfica de nuestras industrias vertebra y articula el medio rural español, ayudando a su modernización y a su cohesión”, ha señalado Mauricio García de Quevedo, director general de Fiab. El debate ha contado con tres mesas redondas en las que han intervenido alcaldes de localidades de España y Alemania, directivos de las compañías con presencia en esos territorios y representantes de sindicatos europeos.

Por parte de la industria alimentaria ha intervenido Juan Carlos Tejero, director general de Dompal. También ha participado Gilberto Domínguez, alcalde de Jabugo, donde la empresa de jamones ibéricos cuenta con una planta de producción. Ambos han analizado las ventajas de la presencia de la industria para fijar las poblaciones a su entorno, la relación entre la industria y las autoridades locales y las medidas que pueden tomar las administraciones para incentivar la presencia de empresas en el ámbito rural.

Por parte de la industria cementera, el vicepresidente de Cembureau y de Oficemen, Isidoro Miranda, ha sido el encargado de abrir el encuentro destacando el papel de la industria como “la actividad que mayor solidez confiere a la economía de un país en términos de generación de riqueza, empleo y bienestar económico y social de sus ciudadanos”.

Por lo que respecta al sector cementero, Miranda ha destacado que “el compromiso del sector cementero con las comunidades locales está basado en el establecimiento de relaciones a largo plazo” incidiendo en que “las fábricas de cemento llevan siendo parte de las comunidades donde están ubicadas una media de 80 años, contribuyendo a dinamizar la economía local”. Además, ha añadido que “de las 33 fábricas integrales de cemento que hay en España, 12 se encuentran dentro de lo que se considera la España vaciada”.

También, el director general de Oficemen, Aniceto Zaragoza, ha moderado la mesa dedicada a analizar el papel de la industria en el ámbito rural, en la que han participado Alfonso Conde López, director de Operaciones de Cemex España en Aragón, y Beatriz Malagón Picón, directora de la planta de Mataporquera de Cementos Portland Valderrivas.

Víctor García Brosa: "La despoblación es uno de los grandes retos políticos que enfrenta la Europa de hoy y que afecta al 80% del territorio"

Para finalizar el encuentro, el presidente de Oficemen, Víctor García Brosa, ha intervenido para poner de relieve que “la despoblación es uno de los grandes retos políticos que enfrenta la Europa de hoy y que afecta al 80% del territorio y que es necesario contar con estrategias específicas para promover el desarrollo económico, el acceso a los servicios y la conectividad”; al tiempo que ha añadido que “el declive o la desaparición de las industrias tradicionales en Europa conlleva pérdida de empleo cualificado y un desajuste entre la oferta y la demanda del mercado laboral por lo que el papel de la industria es fundamental para abordar el reto de fijación de población y combatir la Europa vaciada”.

Por parte de las organizaciones sindicales tanto los representantes de UGT-FICA y CCOO Construcción y Servicios, han manifestado la importancia de ofrecer seguridad y perspectivas a largo plazo a aquellos ciudadanos que viven en las zonas más despobladas, proporcionándoles oportunidades y servicios públicos básicos como la educación, la salud y la cultura.

Manifiesto contra la Europa Vaciada

Durante el acto, Fiab y Oficemen han presentado un Manifiesto contra la Europa Vaciada en el que se hace “un llamamiento a las Instituciones de la Unión Europea para potenciar el papel de la industria como freno del declive demográfico. Pedimos que el nuevo Marco Financiero Plurianual 2021-2027 y la futura Política de Cohesión contemplen este desafío tan crucial y proporcionen políticas activas en beneficio de nuestras generaciones”.

El Manifiesto pone de relieve cómo “nuestras industrias pueden ofrecer seguridad, perspectivas a largo plazo a familias jóvenes y tranquilidad a las generaciones mayores, nosotros podemos proporcionar oportunidades y contribuir a atraer servicios públicos básicos como la educación, la salud y la cultura”.

Asimismo, el Manifiesto destaca el compromiso de la industria para “avanzar hacia la neutralidad de emisiones de carbono para 2050, junto a objetivos tales como la digitalización, la protección de la biodiversidad y la economía circular.