Industrias Cárnicas Tello ha comenzado su proyecto de ampliación de las instalaciones de Totanés (Toledo), que supondrá una inversión de 33 millones de euros e incrementará la capacidad productiva de la planta en un 50%. Con esta operación se ampliará la plantilla en entre 150 y 200 personas, alcanzado así una cifra superior a los 700 empleados, además de 1500 empleos indirectos, según explica la compañía en un comunicado.

Cárnicas Telló cerró su ejercicio fiscal 2015 con una facturación de más de 108 millones de euros. Lo que supone un crecimiento del 10% respecto al año 2014 y una mejora acumulada del 58% en los últimos cuatro años. "Seguimos invirtiendo en tecnología e instalaciones para continuar con este crecimiento en los próximos años", apunta su consejero delegado, Paulino Tello.

Cárnicas Tello comercializó en 2015 más de 38 millones de kilos de productos cárnicos, de los que el 62% son productos frescos y el 38% corresponde a productos elaborados de charcutería tradicional española. La compañía ha realizado el 82% de sus ventas en el mercado nacional, destinando el 18% restante a los mercados internacionales, principalmente en destinos como UE, Rusia, Japón, Corea, Filipinas, Vietnam, China, Cuba, Chile, Guatemala, Colombia, República Dominicana, Líbano y Australia, entre otros.

En los próximos años, la compañía ha asegurado que seguirá con su política de inversión basada en la internacionalización, la creación de nuevos productos y la diversificación de canales como líneas principales de futuro del grupo cárnico, que a día de hoy dirige la tercera generación familiar. Objetivos que van de la mano de los compromisos de la compañía, basados en la calidad de los productos, la salud, la seguridad alimentaria, nutrición y gastronomía, el I D I y el compromiso social y medioambiental.