El comisario de Salud y Protección al Consumidor, David Byrne, ha anunciado, que la Autoridad Alimentaria Europea (AEA) comenzará a funcionar el próximo año en Bruselas. Esta ciudad albergará la sede de este nuevo organismo de forma provisional hasta que los Quince decidan su ubicación definitiva. Cuatro ciudades europeas son candidatas para acoger a la AEA: Barcelona, Helsinki (Finlandia), Lille (Francia) y Parma (Italia) y, hasta el momento la favorita por la mayoría de Estados de la UE es la capital finlandesa.

La Comisión Europea espera que en las Cumbres de jefes de Estado y de Gobierno que se celebrarán durante este semestre, con la presidencia de la UE en manos belgas, se adopte una decisión política sobre la sede definitiva de la AEA. El comisario de Salud resaltó, en conferencia de prensa, el rol de la AEA para unificar los distintos criterios de los Quince sobre la calidad y seguridad alimentaria.