AMDPress.- La Unión Europea prohibirá durante un mes las importaciones de huevos y pollos de un día procedentes de Estados Unidos, tras detectar un brote de gripe aviar en una granja del estado de Texas. Se trataría de una variedad de la enfermedad detectada a principios de enero en el sureste asiático menos violento, pero "altamente contagioso por lo que necesita medidas rápidas", constató este mediodía el comisario de Salud y Protección del Consumidor, David Byrne, durante el Consejo de ministros de Agricultura. La decisión formal será ratificada el próximo 2 y 3 de marzo por el Comité de la Cadena Alimentaria y la Salud Animal, que reúne a expertos de los Quince.

La medida de prohibición se aplicará a los huevos y pollos de un día, en su mayoría pavos. Cabe destacar que la carne de ave no se importa habitualmente por razones de seguridad y sanidad pública, ya que para la Comisión Europea los controles que atraviesa no son suficiente garantía. De momento, la Comisión Europea desconoce el origen de la enfermedad porque no dispone de toda la información necesaria, aunque considera posible que el origen se encuentre en México, un país en el que la gripe aviaria es endémica.

El comisario confirmó también que la prohibición de importar aves de Estados Unidos supondrá una pérdida económica importante, aunque las consecuencias "son secundarias en relación con la protección animal y la seguridad de los ciudadanos".

En cualquier caso, la Comisión Europea se mantendrá alerta a la evolución de esta enfermedad para adecuar las medidas que adopta. Según las hipótesis lanzadas por el comisario, en vez de prohibir la importación de aves del conjunto de Estados Unidos, una posibilidad sería dividir en país en regiones ya que la mayor parte de las importaciones proceden de los Estados del este y estos no están afectados. "Todo dependerá de cómo evolucionan las medidas que adoptan las autoridades norteamericanas", añadió el comisario europeo.