Aral Digital.- El grupo Pernod Ricard ha cerrado el primer trimestre del ejercicio 2009-2010 (del 1 de julio al 30 de septiembre de 2009) con una facturación de 1.646 millones de euros, lo que supone una caída del 4%. “Estas cifras entraban dentro de nuestras expectativas, nadie está creciendo”, ha asegurado Philippe Coutin, presidente de Pernod Ricard España. “En este ejercicio esperamos tener una facturación en España de cerca de 1.000 millones de euros, parecida a la del año pasado”, ha explicado el responsable de la compañía en nuestro país.

Pernod Ricard cuenta con “una cuota de mercado en España del 17,4%, superando en volumen a Diageo”, lo que denota que “somos corredores de fondo”, ha comentado Coutin. El objetivo inicial de la empresa era “hacer las cosas bien” y, a partir de ahí, los resultados “siempre acaban saliendo”, comenta el presidente de la filial en España.

En la actualidad, el mercado español de bebidas espirituosas, el segundo más importante para Pernod Ricard después del estadounidense, “no está tan mal con respecto a otros países europeos”, sobre todo en comparación con Irlanda y los países del Este, “donde la crisis se está sintiendo muy intensamente”, indica Coutin.

El ejecutivo de Pernod Ricard ha asegurado que, “con la subida del IVA, España va a perder competitividad respecto a sus competidores en el extranjero”. Del mismo modo, Coutin ha declarado que “el consumo no se regula mediante la subida de los mismos, sino que se regula de forma automática”.