El grupo norteamericano de productos de gran consumo Sara Lee ha anunciado la supresión de aproximadamente 7.000 empleos en todo el mundo en 2001, lo que representa alrededor del 4% de su plantilla actual. La multinacional estadounidense, presente en los sectores de alimentación, distribución y textil, ha registrado un retroceso en su beneficio de explotación de un 1% en el segundo trimestre de su ejercicio fiscal 2000/2001, hasta situarse en los 609 millones de dólares. La compañía ha justificado este descenso a la fortaleza del dólar, ya que de no ser por ello, los beneficios de explotación habrían registrado un ascenso del 4%.