La multinacional angloholandesa Unilever ha puesto a la venta su división estadounidense Iberia Foods, dedicada principalmente a la distribución de alimentos para el mercado hispano. Con unas ventas anuales superiores a los 46,5 millones de euros (40 millones de dólares), Iberia Foods tiene como clientes a más de 3.000 cadenas de supermercados, mayoristas y minoristas, de productos alimenticios.

Su penetración se concentra principalmente en las ciudades de Nueva York y Miami, aunque también se expande por toda la costa Este de Estados Unidos. Asimismo, distribuye productos de la filial latinoamericana de Unilever Besfoods en Estados Unidos, como la Maizena y los productos de la marca Knorr, y posee los derechos exclusivos para la distribución de marcas líderes en Puerto Rico, España, Colombia y Venezuela.