Coca-Cola sigue reduciendo el azúcar que contienen las bebidas que vende en España. Un 38,36%, desde 2000, ha caído el aporte de azúcares por litro; un 2,82% durante el pasado año, en comparación con 2015. "Adaptarse a las preferencias actuales de la población", esa es la respuesta de Coca-Cola para explicar esta reducción. Al mismo tiempo, las bebidas sin azúcares o sin calorías de la compañía en España han supuesto el 36% de las ventas en 2016, incluyendo también sus cuatro marcas de agua.

¿Cuánto azúcar aporta Coca-Cola a la dieta de cada español?

Según datos aportados por la propia compañía, 6,03 g de azúcares / 100 ml y 24,1 kcal / 100 ml en 2016. Por otro lado, en las encuestas sobre consumo de alimentos, los refrescos azucarados se sitúan actualmente en torno al 10% de los azúcares totales en la alimentación de los españoles, el 90% provienen de otros alimentos.

El año 2014 supuso un punto de inflexión en la gráfica descendente del aporte de azúcar, pasando del -26,85 en 2013 al -33,25. Los máximos responsables de esta caída fueron la reformulación de la marca Fanta, que le supuso una reducción de azúcares del 30% y la de Sprite, que contrajo su aporte en un 80%.

Coca-Cola asegura en un comunicado que en los últimos años lleva implementando un "ambicioso proceso de diversificación para adecuarse a las necesidades y demandas de los ciudadanos".