El director general de Mahou San Miguel, Alberto Rodríguez-Toquero, ha repasado ante los medios de comunicación en el 35º congreso Aecoc de Gran Consumo el impacto de la pandemia sobre el negocio de la cervecera y los canales retail y horeca. El directivo ha recordado que la actual es una “situación inédita y con un impacto importante sobre le negocio actual y futuro”. En este sentido, ha anticipado que el negocio de Mahou San Miguel decrece este año alrededor del 10%, y no espera recuperar sus niveles de facturación hasta el curso 2022-23.

A pesar de esta perspectiva de recuperación a largo plazo, Rodríguez-Toquero ha destacado que Mahou San Miguel es una compañía “prudente a nivel financiero, por lo que hemos podido manejar la situación sin entrar en ERTE y con estrategias de apoyo a la hostelería”. En este sentido, ha destacado los programas activados para que bares y restaurantes dispongan de terrazas y estufas, entre otros elementos que faciliten su actividad en el exterior, también en invierno.

Rodríguez-Toquero también ha destacado el buen funcionamiento de los nuevos lanzamientos de la marca, que atribuye a las ganas del consumidor a tener nuevas experiencias en un momento en que el ocio fuera del hogar está muy restringido. “Nuestras novedades están de forma recurrente en el top5 de nuestras ventas por internet”.