Mercadona está complementando las sesiones presenciales de coinnovación con el cliente, que persiguen desarrollar y mejorar el surtido, con videollamadas. Desde que comenzó el estado de alarma, los trabajadores de los departamentos de Prescripción de la compañía realizan sesiones de coinnovación con este nuevo sistema, al tiempo que contrastan la calidad de nuevos productos y mejoras, adaptando los medios para poder seguir manteniendo el ritmo y realizar tanto reuniones como formaciones. De esta manera, la compañía garantiza la continuidad de su Modelo de Coinnovación.

Gracias a este modelo y a sus más de 160 especialistas, trabajadores de Mercadona responsables de captar las necesidades de los “jefes”, ya sea a pie de tienda, en alguno de los 19 centros de coinnovación que la compañía tiene ubicados en España y en Portugal, o bien, en el hogar de los propios clientes para definir el surtido que necesitan, la compañía realizó en 2019 más de 12.500 sesiones y desarrolló 325 nuevos productos a través de la coinnovación. La situación actual que se está viviendo, ha supuesto la adaptación de estos procesos para garantizar que el desarrollo y mejora del surtido de Mercadona continúe.

La Estrategia Delantal

Desde 2011 la compañía desarrolla su Estrategia Delantal, basada en compartir con los clientes experiencias y costumbres de consumo, limpieza del hogar, aseo personal y cuidado de mascotas; para trasladarlas después a los proveedores Totaler e impulsar, de este modo, una colaboración directa en el proceso de elaboración de los productos desarrollados y fabricados desde la experiencia del cliente.

Este proyecto pionero es un valor diferencial de la compañía que, año tras año, refuerza su innovación y en el que en 2019 invirtió 0,5 millones de euros.