Panasonic Toughbook, tras realizar una entrevista a cinco empresas del sector logístico, ha podido concluir que los cinco principales retos a los que se enfrentan las compañías del sector logístico son: trazabilidad, planificación, procedimientos ágiles, conectividad y entregas.

En materia de trazabilidad, las entregas son un gran reto por la necesidad de rapidez, optimización y control sobre cada uno de los envíos. Por ese motivo es fundamental emplear un dispositivo que permita establecer trazabilidad en tiempo real y controlar la evolución y cambios. A través de esta tecnología los equipos pueden conseguir información de los envíos en cualquier momento, algo fundamental para optimizar los procesos y para la atención al cliente.

Para lograr la máxima optimización es imprescindible que una planificación coordine todas las piezas implicadas en el proceso. Los conductores son fundamentales dentro del proceso logístico ya que influyen directamente en la gestión del tiempo global de toda la cadena. Por ese motivo, es necesario que exista una planificación que se actualice constantemente y a la que puedan tener acceso desde cualquier punto. Es imprescindible que tengan conexión en todo momento para que puedan optimizar procesos a través de la información del tráfico, de los cambios en la oficina administrativa.

En cuanto a los procedimientos ágiles, la gestión del tiempo es de suma importancia para la fluidez y la productividad cuando el foco del negocio está focalizado en realizar una entrega en el menor tiempo posible y cuando en el proceso están implicadas elementos múltiples. Uno de los escollos que deben superar las empresas logísticas es la congestión de los almacenes, tener un control constante de lo que se carga y se descarga es fundamental para asegurar que los procedimientos sigan siendo rápidos.

A través de la conectividad y el flujo de información correcto, las compañías pueden ahorrar tiempo y en consecuencia dinero, siendo más eficientes y ofreciendo un mejor servicio a sus clientes

Para lograr esto, el escaneo de productos debe ser rápido y eficiente, el software debe reaccionar rápidamente y tener un buen poder de procesamiento y los datos deben estar vinculados al backoffice en tiempo real. A través de la conectividad y el flujo de información correcto, las compañías pueden ahorrar tiempo y en consecuencia dinero, siendo más eficientes y ofreciendo un mejor servicio a sus clientes.

Por otro lado, en el tema de la conectividad en circunstancias adversas, las empresas de transporte, logística y entrega tienen equipos trabajando sobre terreno en condiciones muy diversas. Los trabajadores deben llevar su herramienta principal por todas partes y usarlas incluso en condiciones extremas de frío o calor, oscuridad, luz brillante, polvo, humedad, etc. Además, al trabajar sobre terreno los dispositivos sufren caídas, golpes y requieren más autonomía de la estándar. Por ese motivo necesitan una tecnología que resista ante todas las adversidades y que siga permitiendo acceso al hardware de una forma rápida y eficaz.

Por último, las entregas son uno de los mayores retos a los que las empresas especializadas en envío se enfrentan ya que existen requisitos por parte de distintos stakeholders. Por una parte, los clientes requieren recibir cuanto antes el producto. Por otra parte, la compañía tiene cambios y necesidades. Por otra parte, existen aduanas y procedimientos legales que pueden influir en el proceso. Por ese motivo es importante trabajar con los múltiples escenarios ante los que los trabajadores se pueden encontrar y permitirles acceder a las soluciones y pasos a seguir de forma inmediata estén donde estén.