ARAL Digital.- L’Oréal ha creado en St Ouen (París) el mayor Centro de Investigación Capilar del mundo. Sus modernas instalaciones, en cuyos 25.000 metros cuadrados trabajan 500 personas (400 de ellas científicos), han supuesto una inversión de 100 millones de euros.

Este nuevo centro, buque insignia de una red de seis centros regionales dedicados al cabello que el Grupo L'Oréal tiene repartidos por todo el mundo (Estados Unidos, Japón, China, Brasil, India y Europa), cuenta con máquinas que imitan las aplicaciones de los diferentes productos en el cabello, desenredan el pelo, miden su suavidad, valoran cómo le afectan las diferentes condiciones climáticas y hasta calibran el movimiento.

Todos los programas de investigación e innovación del centro se basan en tres segmentos capilares importantes. Coloración, cuidado (champú y acondicionadores) y fijación, tanto para peinar (lacas, geles, ceras) como para crear efectos, desde efecto alisado hasta efecto volumen. Otros robots preparan diariamente miles de fórmulas. En concreto, el robot automático de pesaje ha pesado hasta la fecha un millón de muestras de colorantes para aproximadamente 100.000 fórmulas que requieren de diferentes pruebas.