AMDPress.- La multinacional de cosmética y perfumería L'Oréal presentó sus resultados para el primer semestre del año, donde se reflejan unas ventas consolidadas de 7.397 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 3,6% respecto al mismo período de 2003. En cuanto a la evolución de la compañía francesa por divisiones de negocio, los productos del mercado de gran consumo (L'Oréal Paris, Laboratorios Garnier y Maybelline) reportaron al grupo 1.640 miles de millones de euros, con un incremento del 2,2%, por los 1.640 miles de millones de euros de los productos de lujo ( 4,0%), los 1.027 miles de millones de la división profesional ( 4,9%) y los 498 miles de millones en cosmética activa ( 16,0%). La división de productos dermatológicos descendió un 5,6% respecto al primer semestre de 2003, con una cifra de negocio de 131 miles de millones de euros.

Por zonas geográficas, el negocio de L'Oréal -excluyendo la división dermatológica- ascendió un 1,8% en su principal mercado, el de Europa-Oeste, alcanzando los 3.902 millones de euros. La zona con mejor evolución ha sido Europa-Este, con un crecimiento del 28,3%, llegando a los 256 miles de millones de euros, si bien el segundo mercado en ventas sigue siendo el asiático, con 626 miles de millones de euros ( 23,3%), seguida de América Latina, con 344 miles de millones ( 8,3%).

La presidenta y consejera delegada de la compañía, Lindsay Owen-Jones, declaró que estos resultados están dentro de las expectativas del grupo y se mostró optimista respecto a las cifras que se esperan para el segundo semestre y el total del año.

La división española de L'Oreal cuenta con tres fábricas (Burgos, San Agustín de Guadalix y Alcalá de Henares) que la convierten en el tercer centro productor del grupo por detrás de Francia y Estados Unidos. En 2003 alcanzaron unas ventas de 631 millones de euros, un 11,6% más que en el ejercicio precedente.