Aral Digital.- Los productos congelados envasados experimentaron el año 2006 un crecimiento del 12% en valor respecto al mismo período del año anterior, duplicando así el ritmo de crecimiento del total de productos de gran consumo, según un estudio de la consultora TNS Worldpanel. Así, el sector de congelados resulta ser uno los motores principales del gran consumo.

En 2006, los congelados envasados fueron consumidos por un 97% de los hogares, y se adquieren una media de 18,7 veces al año, lo que supone cerca de 37kg por hogar y un desembolso económico de 156 euros.

El pescado y marisco representa la mitad de la cesta de la compra de productos congelados envasados. De cada 100 euros gastados en congelados, 42 corresponden a pescado y marisco sin preparar, y 11 al preparado. Le siguen en importancia los helados, con un 17% del presupuesto de congelados en el año 2006, así como los platos preparados y las verduras con un 15% y un 12% respectivamente.

El perfil del hogar consumidor de congelados corresponde a los hogares con hijos, de clases altas y de zonas metropolitanas, especialmente Barcelona, Sevilla y Madrid. Los consumidores de estos productos tienen además un denominador común, la falta de tiempo, y la preocupación por cuidar la salud, especialmente los hogares con niños.

La búsqueda de una alimentación saludable está presente en el 17% de las ocasiones de consumo que incluyen congelados, por delante de la rapidez, comodidad o el placer. Además, del estudio TNS LifeStyles también se desprende que el 55% de las amas de casa considera que los productos congelados saben tan bien como los productos frescos.