AMDPress.- El grupo holandés Royal Ahold ha avalado con sus empresas “más importantes” un crédito de 3.100 millones concedido por cinco bancos (ABN amor, Goldman Sachs, ING; JP Morgan y Rabobank) para estabilizar su posición financiera.

Según la empresa de distribución, este préstamo demuestra las capacidades que mantiene Royal Ahold y permite que pueda orientarse hacia el desarrollo de soluciones a largo plazo de los problemas ocasionados por los malos resultados de su filial americana U.S. Foodservice, que han motivado la dimisión del presidente de Ahold, Cees Van der Hoeven, y del jefe financiero, Michael de Meurs.

Según un comunicado de la compañía, ésta puede disponer de la mayor parte crédito con el citado aval de sus principales filiales; mientras que para acceder al resto del préstamos, los bancos exigen a Ahold que presente antes del 31 de mayo de 2003 las cifras corregidas del ejercicio 2002 correspondientes a los supermercados The Stop & Shop Supermartk en Norteamérica y de Albert Hein en Holanda. Asimismo, la compañía deberá dar a conocer sus cifras anuales antes del 30 de junio de 2003.

Royal Ahold destinará la mayor parte del nuevo crédito para el pago de sus deudas que, según fuentes de la propia compañía, asciende a 12.300 millones de euros. Por otro lado, el grupo holandés ha anunciado su decisión de no pagar dividendos por acciones ordinarias sobre el ejercicio del 2002 para “reforzar aún más su posición financiera”.

Como ya se informó, Royal Ahold ha iniciado su reestructuración societaria y financiera en el territorio nacional con la absorción por parte de la sociedad mercantil Ahold Supermercados de las filiales Superdiplo y Pío Coronado.

Asimismo, la firma ha vendido un supermercado al grupo de distribución Alcosto en Alcorcón (Madrid), aunque desde Ahold se precisó que esta operación estaba programada desde hace semanas y no tenía que ver con las irregularidades financieras de la matriz. Pese a ello, fuentes del sector de la distribución insisten en la posible desinversión de activos del grupo holandés en España y toda Europa.

En cualquier caso, Ahold España ha abierto un supermercado Supersol en el mercado municipal de Sant Just d'Esvern (Barcelona) y tiene prevista la apertura de otro establecimiento en la ciudad de Barcelona, con una inversión conjunta de 2,1 millones de euros y la creación de 40 puestos de trabajo.

La nueva tienda cuenta con una sala de ventas de 323 metros cuadrados, ha supuesto la inversión de 641.000 euros y en ella trabajará una plantilla de 12 personas. Con estos dos centros, Ahold pasará a controlar 55 supermercados en la provincia de Barcelona y 60 en Cataluña.