Carrefour ha iniciado conversaciones con diversas empresas del sector (Agrolimen, Areas y Autogrill) para vender los noventa restaurantes que tiene en España, y que son gestionados por Neo-Restauración, antigua filial de Continente. Los restaurantes tienen las marcas Gofy, Tío Tapas y Nostrus, y están anexos a sus hipermercados. Neo-Restauración facturó en 1999 unos 50,85 millones de euros (8.461 millones de pesetas).