El Grupo Carrefour ha transferido al Grupo Klepierre 47 galerías comerciales por un total de 50.500 millones de pesetas, con una plusvalía neta de 11.000 millones de pesetas. Según ha comunicado el grupo galo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, de esta forma se sigue “una política de desinversión de activos no relacionados con el negocio principal”. La gestión de las galerías transferidas será llevada a cabo por una sociedad creada al efecto y que estará participada por Carrefour y Klepierre, el primero con la mitad más una acción. Veinticinco de estas galerías eran propiedad de Centros Shopping, S.A. (CSSA), sociedad propietaria de las galerías comerciales del antiguo parque de hipermercados de Continente y una de su participada al 34,54% Sicione. En este sentido, el pasado 18 de diciembre, el Grupo Carrefour adquirió al Grupo BBVA la participación del 5,37% que mantenía en CSSA. En el mismo marco de desinversión, durante el pasado mes de diciembre Carrefour cedió cuatro galerías comerciales al grupo inversor inglés Pradera por un importe total de 7.200 millones de pesetas, con una plusvalía neta de 2.200 millones de pesetas. Por otro lado, con objeto, según la compañía, de “racionalizar las actividades complementarias al negocio principal de distribución”, el pasado día 28 Carrefour procedió a la fusión de Feu-Vert Ibérica y Delauto mediante la absorción de Delauto por Feu-Vert Ibérica. De esta forma, la nueva sociedad cuenta en la actualidad con 60 autocentros repartidos por toda España. Por último, el Grupo Carrefour ha anunciado la finalización del proceso de compra de acciones por parte de sus colaboradores. A la operación han acudido 200.874 colaboradores, lo que supone la suscripción en París de una ampliación de capital de 686 millones de euros (114.140 millones de pesetas) de Carrefour Francia.