AMDPress.- El Consejo de Ministros acordó el pasado viernes, 4 de abril, no oponerse a la compra de las tiendas Aki (controladas por Brico Belgium) por parte de Leroy Merlin. Esta decisión se basa en el dictamen del Tribunal de Defensa de la Competencia sobre los efectos de esta adquisición en el ámbito de la distribución comercial minorista de artículos de bricolaje y equipamiento del hogar.

El Tribunal ha mostrado su conformidad con la operación considerando el mercado de estos productos distribuidos en Grandes Superficies de Bricolaje (GSB), pequeñas y medianas superficies de bricolaje que dispongan de un amplio surtido, las Grandes Superficies de Alimentación y Grandes Almacenes, y las tiendas especializadas.

El grupo francés Leroy Merlin alcanzó en mayo de 2002 el acuerdo para hacerse con las tiendas Aki en España y Portugal, y Obi en Francia. Como ya se informó (ver ARAL Digital 472), la operación estaba valorada en 342 millones de euros y supone la integración de las dos primeras compañías del sector (con unas ventas de unos 230 millones de euros) y el refuerzo del liderazgo de Leroy Merlin, que tiene aquí 22 centros, a los que unirá los 18 establecimientos Aki. Leroy Merlin se quedará, además, con las tiendas Aki de Portugal y las 37 de Obi en Francia.