AMDPress.- El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) firmará el próximo 13 de noviembre un convenio de colaboración con Eroski, al que se sumarán en un futuro próximo Alcampo y Makro, por el que estas compañías se comprometen a trasladar al precio final de los alimentos las bajadas que se registran en origen.

Según ha indicado la secretaria general de Agricultura y Alimentación, Isabel Garcia Tejerina, ha indicado que esta medida se aplicará siempre y cuando se demuestre que "dicha bajada en destino va a favorecer la demanda y, con ello, se van a recuperar los precios para los productores.

García Tejerina ha explicado que a través de ete convenio las grandes superficies se comprometen de forma "voluntaria" y "solidaria" a establecer medidas para hacer frente a situaciones de "crisis" puntuales del sector, entre las que ha citado la ola de calor que afectó a España en verano o el diferencial de márgenes detectado entre los precios en origen y destino de los alimentos frescos.

Por su parte, el presidente de Centros Comerciales Carrefour, Rafael Arias Salgado, ha descartado la responsabilidad de los hipermercados en la subida de precios de los alimentos frescos y ha insistido en que estos establecimietos sólo acumulan el 10,9% de la cuota de mercado en este segmento. "El resto corresponde a los supermercados", ha asegurado.

Arias Salgado ha achacado el comportamiento inflacionista de los productos perecederos a las altas temperaturas registradas el pasado verano. Además, ha indicado que la distribución comercial ha de asumir múltiples costes de transporte, logística y mantenimiento en la gestión de los alimentos frescos.