Euromadi Ibérica cerró su último ejercicio con un volumen de ventas de 1,54 billones de pesetas, experimentando así un crecimiento del 2% en relación a 1998. La central de compras ha aumentado su superficie de venta hasta los 2.282.000 metros cuadrados, un 1,4% más que en 1999, distribuidos en 13.911 puntos de venta. Los fondos propios de la sociedad en 1999 se cifraron en 1.635 millones de pesetas (un 10,8% más que el año anterior) y el cash flow aumentó un 32,2% con respecto al último ejercicio, situándose en 263 millones de pesetas. En cuanto al número de socios, estos alcanzaron la cifra de 208 en todo el territorio español y el Principado de Andorra. Para el presente ejercicio, entre los objetivos de Euromadi cabe destacar la implementación del comercio electrónico en su red de asociados, la continua adaptación de su plan anual de formación a las nuevas tecnologías y demandas del mercado, la consolidación de la tarjeta Club-EMD, la puesta en marcha de la plataforma de distribución de la nueva división de Frutas y Hortalizas y el lanzamiento de nueva marcas propias. Asimismo, fuentes de Euromadi Ibérica han afirmado que continuarán con su política de expansión internacional, "una vez alcanzado el mercado portugués, impulsando las negociaciones iniciadas con países latinoamericanos".