Aral Digital.- El grupo de distribución portugués Jerónimo Martins ha aumentado un 39,4% su beneficio neto en el primer semestre de 2010, hasta los 101,7 millones de euros, mientras que las ventas han crecido un 19,6%, hasta los 4.040 millones de euros.

Por su parte, el EBITDA se ha incrementado un 20,1%, y se ha situado en los 263,8 millones de euros, y la deuda consolidada del gigante luso se ha reducido en 189,9 millones hasta los 752 millones de euros.

“Las señales positivas que recibimos de los resultados en el primer trimestre nos permiten anticipar la continuación de un comportamiento sólido, intensificado por la mayor densidad de ventas a lo largo del año y garantizando el cumplimiento de los objetivos trazados por el grupo”, ha explicado el presidente ejecutivo de Jerónimo Martins, Pedro Soares.

Sus negocios en Polonia han vuelto a ser el motor de crecimiento del grupo, con el aumento de los ingresos de los supermercados Biedronka un 18,1%. Igualmente, en Portugal la cadena Pingo Doce también ha elevado sus ventas un 8,8%.

Respecto a sus perspectivas para el resto del año, fuentes de la compañía portuguesa aseguran que sus enseñas “están preparadas para continuar fortaleciendo el desarrollo del grupo en el que se espera que sea un año de sólida evolución de ventas y resultados”.