Aral Digital.- El gigante portugués de la distribución Jerónimo Martins ha cerrado el primer semestre del año con una facturación de 4.751 millones de euros, lo que supone un incremento del 17,5% respecto al mismo periodo del curso anterior (4.043 millones). Este resultado es fruto del aumento de las ventas comparables ( 9%), así como del incremento de la cifra de negocio en las nuevas tiendas ( 7,9%).

Asimismo, el grupo luso ha obtenido un beneficio neto de 143,8 millones de euros entre enero y junio, es decir, un 41,4% más que en los primeros seis meses de 2010 (101,7 millones). Por su parte, el Ebitda de la compañía ha ascendido un 24,4%, hasta los 311 millones de euros. Según el CEO del grupo, Pedro Soares dos Santos, “el excelente desarrollo en el primer semestre confirma nuestras mejores expectativas en relación al crecimiento de Biedronka en Polonia”.

En este sentido, el Ebitda de la compañía polaca registró una “notable” evolución del 42,2%, bastante superior al 26,6% de aumento de las ventas (16% en términos comparables). Los resultados cosechados por Jerónimo Martins confirman a Biedronka como “el motor de crecimiento y de la rentabilidad del grupo”, apuntan fuentes de la empresa.

De cara al final del ejercicio, el conglomerado portugués prevé “buenos resultados y solidez en el balance”, gracias al impulso de Biedronka. De hecho, la entidad polaca ingresará aproximadamente el 75% de la inversión total del grupo (450 millones de euros) para aumentar su parque comercial en 200 establecimientos. En Portugal, la compañía apunta que las cadenas Pingo Doce y Recheio continuarán registrando crecimientos de volúmenes, “sin prejuicio de que se contemple un segundo semestre marcado por la fuerte contracción del consumo”.