AMDPress.- La cadena de distribución de congelados La Sirena alcanzó una facturación de 115 millones de euros durante el ejercicio 2002, lo que significa un incremento del 15% respecto al año anterior. La firma, participada al 50% por Agrolimen, amplió su red comercial con 29 nuevos establecimientos abiertos durante el pasado año, hasta alcanzar un total de 120 tiendas. Dentro de las aperturas se incluyen 11 centros de Madrid en fase de pruebas, uno en Andorra y 11 adquiridas a la cadena tarraconense Ana Pons.

Durante el ejercicio 2002, La Sirena ha renovado el 5% de sus referencias y ha dedicado 9 millones de euros a inversiones, en especial en campañas de promoción y comunicación a través de televisión.