El Servicio de Defensa de la Competencia ha autorizado la adquisición de la firma cárnica Navidul por parte del Grupo Campofrío al considerar que no tendrá posición de dominio en el mercado de elaborados cárnicos, donde dispone de una cuota del 22%. No existen, por tanto, impedimentos legales para llevar a cabo esta operación, que dará lugar a un grupo con una facturación de 275.000 millones de pesetas en el 2001 y un ritmo de crecimiento anual del 12%. El cash-flow generado en el primer año será del orden de los 20.000 millones; mientras que el beneficio neto, que para este año se calcula en 8.000 millones de pesetas, se verá incrementado en un 56% en los próximos dos ejercicios, con una previsión de más de 12.450 millones de pesetas para el 2003.