Las Cajas de Castilla y León, que cuentan con el 20% del accionariado de Azucarera Ebro Agrícolas, fracasaron en su intento de destituir al presidente de la compañía Vicente de La Calle en la última reunión del Consejo, celebrada el pasado lunes día 20. Las Cajas intentaron forzar la inclusión de la moción de censura en el orden del día del consejo, pero no contaron con el apoyo necesario. Sólo cinco consejeros, los tres representantes de las Cajas de Castilla y León y los independientes Alejandro Royo-Vilanova y Ajos` Pérez Pla, avalaron la propuesta, mientras que nueve consejeros votaron en contra. Además, los tres consejeros del grupo francés Saint Louis Sucre, que tiene el 21,29% de Ebro, decidieron abandonar la reunión alegando que "no querían entrar en batallas políticas". No obstante, las cajas están dispuestas ha llegar hasta al final y han anunciado que pedirán que la destitución de Vicente de La Calle se aborde en la próxima junta general de accionistas, que se celebrará el próximos 7 de abril. Por otra parte, el Consejo aprobó nuevos estatutos, en los que se incluye la reducción del consejo de 18 a 15 miembros. Y aunque los consejeros que saldrán se decidirán en la próxima junta, fuentes de la compañía aseguran que uno de ellos será Ajos` Joaquín Isasi-Ysasmendi, ex presidente de la sociedad, porque se jubila, ya que la edad máxima para ser consejero ha quedado establecida en 70 años.