La compañía holandesa de distribución Royal Ahold ha inaugurado su primer supermercado en Marruecos a través de Superdiplo, empresa adquirida recientemente por la holandesa y que estaba presente en aquel país desde principios de año tras constituir la sociedad Superdiplo Maroc (70% Superdiplo y 30% Banco Marroquí de Comercio Exterior) dirigida por Ignacio Casado. El establecimiento abierto en la localidad de Casablanca opera bajo la enseña Supersol, dispone de una sala de ventas de 1.100 metros cuadrados y ha supuesto una inversión de unos 200 millones de pesetas. La apertura de este centro se enmarca dentro de un plan de expansión a cinco años, periodo en el cual se abrirán 42 tiendas y a cuya conclusión está previsto alcanzar una facturación, en base al desarrollo del proyecto, de 25.000 millones de pesetas.