La multinacional de productos de gran consumo Unilever ha vendido su división de cosmética y perfumería Elisabeth Arden al grupo estadounidense FFI Fragances por 225 millones de dólares (alrededor de 44.775 millones de pesetas). La operación se llevará a cabo mediante el pago en efectivo de 190 millones de dólares (37.634 millones de pesetas) y el resto con acciones preferenciales de FFI. Unilever mantendrá su presencia en el mercado de cosméticos y perfumes a través de sus marcas Cloe, Karl Lagerfeld, Calvin Klein y Nautica.