La situación que se está dando, a nivel mundial, en diferentes empresas cárnicas que han sufrido brotes de la Covid-19, ha llevado a Fecic a crear el primer Protocolo Covid-19 certificable de la industria cárnica española, gracias al acuerdo firmado con Aon, que ha elaborado el protocolo, y Aenor, que garantizará su correcta implantación.

Así, Aon, como entidad independiente y consultora de riesgos, analizará y evaluará los riesgos de las empresas frente a la Covid-19 e implantará un estándar de seguridad, con medidas para evitar que estos afecten a la salud de los trabajadores, el contagio, la continuidad de su negocio, su reputación y la del sector, el absentismo laboral, el riesgo de responsabilidad civil o a la atracción de nuevos trabajadores.

Este protocolo permitirá a las empresas operar con la confianza y tranquilidad de que cumplen con los requisitos legales y mejores prácticas

Por su parte, Aenor revisará el protocolo para, desde su experiencia en la certificación de referenciales, garantizar que cumple con los requisitos necesarios para respaldar buenas prácticas adaptadas a la naturaleza de esta actividad. Una vez acordado, certificará el protocolo para asegurar que se cumple en cada caso con todas las medidas establecidas.

Dicha auditoría se basará principalmente en visitas a las instalaciones para comprobar la adecuada implantación y despliegue. Una vez superada la auditoría de certificación del protocolo, Aenor hará entrega de un certificado y la licencia de uso de la marca y llevará a cabo auditorías de seguimiento periódicas.

Mientras tanto, Fecic considera que este protocolo servirá como estándar de seguridad para la industria cárnica y permitirá a las empresas operar con la confianza y tranquilidad de que cumplen con los requisitos legales y mejores prácticas establecidas por autoridades sanitarias y organismos internacionales.