AMDPress.- El Grupo Freixenet ha anunciado la adquisición de la bodega alavesa Santamaría López S.L. por 10 millones de euros, una compra mediante la que consiguen introducirse en el mercado de los vino de Rioja. Tras un largo período en el que el grupo ha evaluado las mejores posibilidades para desembarcar en este segmento, Freixenet se ha decantado por Santamaría López, una pequeña bodega ubicada en la Rioja alavesa que factura cerca de 6 millones anuales, cuenta con la marca Solar Viejo y dedica cerca del 70% de su producción a las marcas de distribuidor.

El grupo comunicó la adquisición durante la presentación en Miami de su próxima campaña publicitaria de Navidad y de los resultados económicos del ejercicio 2003-2004 (cerrado el 30 de abril), según confirmaron a este boletín fuentes de la compañía catalana.

Los resultados del último ejercicio fiscal de Freixenet muestran una facturación de 511,4 millones de euros, lo que supone un 4,4% menos respecto al ejercicio precedente, mientras que el beneficio neto se situó en 20 millones de euros, con un descenso interanual del 8,3%. La compañía resaltó de este ejercicio el aumento de sus ventas a los mercados asiáticos y explicó que los resultados se vieron perjudicados por la depreciación del dólar frente al euro, lastrando así sus ingresos por exportación, más de la mitad de sus ventas.