AMDPress.- La marca de helados Frigo, perteneciente al grupo Unilever, espera un crecimiento de un 2,3% en ventas y un 3% en facturación, en la línea de 2003 y superando el estancamiento experimentado en 2004 causado por la climatología adversa. En total, prevé un volumen de ventas de 47 millones de litros.

César Labrador, portavoz del comité de dirección de Frigo y director de comunicación y relaciones externas de la empresa, ha manifestado que “pensamos revisar al alza la cuota de crecimiento, ya que aún quedan las semanas más importantes de la campaña de verano”. Para resaltar la importancia de este periodo restante, apunta que “en siete semanas se producen el 25% de las ventas del año, especialmente en tres semanas cruciales, en las que en el fin de semana se producen el 80% de las ventas. Estos datos dan una idea de la importancia de tener la logística preparada para este aumento tan fuerte de demanda”.

La principal apuesta de Frigo es su marca Magnum, de la que han lanzado una edición limitada de cinco sabores nuevos bajo el lema “Magnum Cinco Sentidos”. Labrador lo considera “el éxito del año, que se encuentra ya en la segunda fase de producción”. La empresa apuesta por las ediciones limitadas, que ya han demostrado su buen funcionamiento con “Magnum Siete Pecados Capitales” y Cornetto.

La gama total de Frigo asciende a 400 referencias, con un índice de innovación del 20%. Entre las nuevas tendencias, Labrador apunta “la demanda de helados más saludables, con menos azúcar y más fruta, y el mantenimiento de los helados clásicos, con ingredientes de siempre como la nata y el chocolate”.

Sobre el sector heladero en general, el directivo apunta que “el crecimiento esperado está sobre el 2%, aunque posiblemente haya que revisarlo al alza. Del total, Frigo cuenta con una cuota de mercado del 23%”.