ARAL Digital.- Más 35.000 compradores de 150 países, con una cuota de visitantes extranjeros de alrededor del 67%, han acudido a la Feria Internacional de Confitería (ISM) que acaba de cerrar sus puertas. En la ISM 2013 han participado 1.402 empresas procedentes de 67 países sobre una superficie bruta de exposición de 110.000 m2. Un 82% de ellas han procedido desde el extranjero. Entre las empresas que han presentado su oferta en la feria han figurado 219 expositores y 30 empresas representadas adicionalmente procedentes de Alemania así como 1.141 expositores y 12 firmas del extranjero.

La ISM 2013 ha ofrecido a las jóvenes empresas del sector de la confitería una nueva iniciativa. Diez de estas empresas aprovecharon la posibilidad que se les había ofrecido de exponer con un presupuesto pequeño y una cifra reducida de personas en la “Newcomer-Area”, dentro de la feria comercial más importante del mundo dedicada a los productos de confitería y artículos para picar. Las innovaciones y los nuevos desarrollos que se han presentado en el certamen subrayan la capacidad de este sector. El reflejo de esta evolución ha sido también en 2013 la “New Product Showcase” en la que han participado 84 empresas el mundo entero con 120 productos.

Cerca de 90 periodistas internacionales han elegido las tres innovaciones más importantes de la ISM: el primer puesto ha sido ocupado por S. Spitz GmbH de Austria con un sorprendente barquillo de cola burbujeante. La empresa griega Hatziyiannakis Dragees convenció al jurado con unas pastillas de almendras tostadas, edulcoradas con glucósido de esteviol. El tercer lugar lo consiguió la tradicional empresa suiza Kägi Söhne AG por un envase para sus galletas finas que cuando se abre hace sonar una melodía tirolesa