Pascual lleva años apostando por el desarrollo de una propuesta de valor diferencia en el mercado de Natas y Mantequllas y ahora da un paso más certificando en Bienestar Animal todas las natas liquidas y mantequillas que fabrica en sus instalacionesasí todos los lácteos que produce la compañía tienen el sello de Bienestar Animal. 

Además, apuesta por un brik más sostenible para su oferta de natas. Se trata del nuevo envase ‘Tetra Brik Aseptic Bio-based’ compuesto por un 89% de materiales procedentes de fuentes renovables a base de caña de azúcar y cartón FSC, de bosques gestionados de manera responsable y otras fuentes controladas, según los criterios del Forest Stewardship Council. El tapón del nuevo envase también está fabricado a partir de caña de azúcar, sustituyendo el anterior de origen fósil. La marca refleja, así, su compromiso en materia de sostenibilidad, reduciendo su impacto medioambiental.  

Aida Izaguirre: “Dar lo mejor es siempre ir un paso más allá, por ello, nuestro objetivo es ganar relevancia competitiva en surtido y adaptarnos a las demandas de los consumidores con una propuesta más respetuosa con el medioambiente y de bienestar animal”

Tal y como explica Aida Izaguirre, directora de Marketing de Lácteos de Pascual, “dar lo mejor es siempre ir un paso más allá, por ello, nuestro objetivo es ganar relevancia competitiva en surtido y adaptarnos a las demandas de los consumidores con una propuesta más respetuosa con el medioambiente y de bienestar animal”.  

Pascual presenta como novedad adicional mejoras en su oferta y completa su surtido de mantequilla y nata con nuevos formatosmantequilla en pastilla de 250 gr, en bloque de 1Kg. y en micro pastillas de 10 gr, y nata para cocinar en formato 500 ml.

En cuanto a las mantequillas, Aida Izaguirre señala que “hoy, nuestra mantequilla es valorada por su sabor y calidad en el mercado, pero no es suficiente. Necesitamos diferenciarnos y ser competitivos”. Así, la marca mejora su propuesta de valor con su certificación de Bienestar Animal y con su mejora de surtido, con nuevos envases más sostenibles y cómodos. 

Mantequilla y Nata son los dos segmentos que más crecen en los últimos años dentro del mercado lácteo, alcanzando los 370,5 millones de euros en facturación en 2020, un 18% más que el año anterior, y que han visto acelerado por la pandemia de Covid su mayor consumo por la tendencia de cocinar en casa.