Aral Digital.- Ricardo Fuentes e Hjios, empresa especializada en el procesado y comercialización del atún de alta calidad, ha invertido 700.000 euros en la modernización de sus instalaciones del muelle pesquero con la última tecnología en frío, una cámara de ultracongelación de -60ºC.

En diciembre de 2002, la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz otorgó una concesión administrativa a la empresa para la construcción de una nave para almacenamiento, distribución y venta de pescado congelado y salazones, en una parcela de 3.300 metros cuadrados ubicada en el muelle Fernández Ladreda.

Así, desde mayo de 2004 y hasta la puesta en funcionamiento de la nueva cámara de ultracongelación, las instalaciones de Ricardo Fuentes e Hijos estaban formadas por una antecámara de acceso a las dos cámaras de congelados a -25ºC; cámara de descongelado; una sala de manipulación distribuida en sector sucio y sector limpio; una sala de envasado; una cámara de producto fresco y otra para producto fresco para salazón. También dispone de un espacio de venta al público.

Con la última inversión, la empresa pretende como objetivo principal ofrecer una excepcional calidad en los productos pesqueros congelados que comercializa, para lo que también se ha modernizado la línea de procesado.

‘Ricardo Fuentes e Hijos’ se encuentra entre las empresas que decidieron asentarse en el espacio que antes ocupaba la lonja de Cádiz y que junto a la Cofradía de Pescadores de Cádiz, Híbero, Mariscos Ortiz y Ángel González Almeida han puesto en valor la zona.