Para la presidenta y directora ejecutiva de Mondelēz International, Irene Rosenfeld, la compañía es "uno de los pocos actores de la industria bien posicionados para asegurar un crecimiento sostenible". Así, la estrategia de la compañía será centrarse en la eficiencia y en el crecimiento a largo plazo.

Rosenfeld hizo estas declaraciones el pasado 21 de febrero, en la conferencia para analistas de Gran Consumo de Nueva York (CAGNY), en la que representantes de la multinacional detallaron la estrategia de la compañía. En opinión de la presidenta de Mondelēz International, la industria está "experimentando cambios muy fuertes" que están causando "movimientos significativos en los actores de nuestro negocio (clientes y canales) que están redefiniendo la manera en la que los consumidores comen, viven y compran".

Por su parte, Tim Cofer, Chief Growth Officer, afirmó que "la estrategia de redistribución" en las marcas más fuertes (que representan cerca del 70% de los beneficios globales de la compañía) "está dando resultados". Según Cofer, durante el pasado ejercicio estas marcas "tuvieron un crecimiento orgánico en beneficios netos dos veces más rápido del crecimiento general de toda la compañía, y continúan superando el crecimiento de la categoría".

Desde la compañía quieren abrir nuevos mercados (el año pasado entraron en el del chocolate en Estados y China) y "nuevos espacios de consumo e innovaciones en productos sostenibles y saludables". Asimismo, quiere mejorar su presencia en canales de distribución "con mucho potencial de crecimiento", como el del comercio electrónico, los supermercados de descuento, las tiendas de proximidad y las grandes superficies.

En el entorno digital, Mondelēz International está comenzando a invertir tanto en "infraestructura como en la mejora de la selección de producto on line". Como resultado, y según afirman desde la multinacional, los beneficios netos en el comercio electrónico crecieron más del 35% en 2016, "dos veces más rápido que la tasa de crecimiento de la industria".

Desde la compañía estiman que para este año contarán con un flujo libre de caja de 2.000 millones de dólares y que tendrán un crecimiento del beneficio neto orgánico de, al menos, el 1%, un margen de beneficios "en un rango del 16%" y un aumento "de doble dígito del beneficio por acción".

Nueva marca

Por otro lado, Mondelēz International anunció el lanzamiento de la nueva marca premium de well being denominada Véa, "caracterizada por emular sabores regionales, como el coco tailandés o la patata dulce peruana". Desde la compañía aseguran que las nuevas barritas "siguen una tendencia mundial con ingredientes, colores y sabores no artificiales y sin grasas saturadas, como un producto no transgénico".

De momento, el nuevo producto estará disponible en Estados Unidos y Canadá desde julio de este año, y llegará a otros mercados más adelante.