Eckes-Granini Ibérica registró un récord de facturación en 2015, alcanzando los 53 millones de euros, lo que supone un aumento del 6,2% interanual, consolidando su posición en el sector de las bebidas de fruta en España. El volumen de ventas en 2015 fue de 45 millones de litros, el 4,5% más que el año anterior.

La previsión que señala su Plan de negocio a cinco años (Agenda 2020) sitúa a la compañía en unos niveles de facturación en torno a los 80 millones de euros en España, lo que supondría un crecimiento del 50% en cinco años, gracias a su apuesta por penetrar en la categoría de refrescos mediante el lanzamiento de Zitro, entre otros factores. granini continuará siendo la marca con mayor peso dentro del portfolio de Eckes-Granini Ibérica, con un 62%, seguida de Zitro que rozará el 20% del total de facturación, mientras que el resto quedará por debajo del 20% de la facturación.

Según Javier Lorenzo, director general de Eckes-Granini Ibérica, "nuestro secreto es velar en todo momento por mantener los estándares más exigentes de calidad. Marcas como granini y Pago, así como la recientemente lanzada al mercado, Zitro, son la clave para poder aportar valor a nuestro mercado en España, siempre apostando por productos innovadores que respondan a las nuevas necesidades de los consumidores de hoy".

Novedades en España

Una de las apuestas con mayor éxito durante el pasado ejercicio fue la introducción de zumos de frutas con beneficios especiales para la salud, como la línea «granini Antiox» en España, que contiene antioxidantes para el bienestar de los consumidores. También se dedicó una especial atención al desarrollo de envases modernos y atractivos. En este sentido se sigue trabajando este 2016 y muestra de ello es el reciente lanzamiento de los nuevos envases divertidos, prácticos y únicos, en formato minibrik, de Fruti de granini.

Como novedades también para este año en España destaca el lanzamiento de Zitro, un producto diferencial en la categoría de refrescos en cuyo desarrollo el grupo ha invertido seis años y diez millones de euros a nivel global. En España, la implementación de la primera marca de refrescos de granini con burbujas de aguja y tres combinaciones de sabores, ha supuesto cerca de un millón de euros y más de dos años de adaptación al mercado local.

Resultados del Grupo

Eckes-Granini Group, la compañía multinacional productora de bebidas de fruta no alcohólicas bajo el paraguas de Eckes, finalizó el Ejercicio Económico 2015 con beneficios constatables en el volumen de ventas. Con datos contables ajustados tras la pérdida de negocio en Turquía – de la que el grupo se retiró en 2015-, el Grupo Eckes Granini experimentó un aumento del volumen de litros vendidos del 2,1%, un 4,5% más en España, y mantuvo las cifras de facturación respecto a 2014 a nivel de Grupo.

El Grupo Eckes-Granini registró una facturación de 821 millones de euros, en línea con la obtenida en 2014, que fue de 820 millones, tras un ajuste por la pérdida de negocio de Turquía. El volumen de ventas creció en un 2,1 %, pasando de los 805 millones de litros a los 822. "Estamos muy orgullosos de este logro que hemos conseguido gracias a un gran compromiso, determinación y una fuerte orientación a resultados", afirmó Thomas Hinderer, CEO de Eckes-Granini Group.

Los beneficios antes de intereses e impuestos (BAII) también aumentaron en 2015 —desde 76,2 millones de euros (2014) hasta los 88,7 millones, lo que implica un crecimiento del 16,4%. Este incremento en los beneficios es atribuible al balance entre la supresión de actividades comerciales en Turquía y otros efectos positivos propios de la consolidación e integración en curso de Pago, del desarrollo de SAP HiScore y de la optimización progresiva de los procesos centrales.