Mercadona ha abierto un nuevo establecimiento en Madrid, con una inversión de 3,8 millones de euros. El nuevo espacio tiene una sala de ventas de 1.434 metros cuadrados y cuenta con una plantilla de 52 trabajadores.

El centro cuenta con todas las secciones habituales: carnicería, charcutería, perfumería, alimentación envasada, bebidas y droguería. Destacan las renovadas secciones de productos frescos como la de pescadería, que incluye pescado directo de lonja, la de horno a granel, y la sección de fruta y verdura, que apuesta por los productos de proximidad. Asimismo, la tienda dispone de zonas de descanso y vestuarios para los trabajadores, y una sala de formación también destinada a la plantilla. 

Cabe también destacar el carácter ecoeficiente del supermercado, que incorpora un conjunto de medidas que reducen hasta un 20% el consumo energético: recuperadores de calor, iluminación más eficiente, temporizadores y puertas automáticas.

Con la puesta en marcha de este supermercado, Mercadona mantiene su apuesta por la Comunidad de Madrid donde cuenta, a cierre del año 2015, con 170 tiendas y una plantilla de 9.160 personas. Además, la compañía mantuvo relación comercial con más de 347 pymes de esta comunidad y realizó compras a proveedores madrileños por valor de 1.409 millones de euros.