Lactalis Nestlé, bajo su marca Nestlé Griego, sigue apostando por el segmento de yogures griegos en España a través del lanzamiento de un formato familiar de 450 gramos en sus variedades de yogur con fresas y arándanos. Estos nuevos formatos buscan adaptarse al consumo familiar que habitualmente se realiza de este producto. Así, los hogares con hijos (entre 6 y 30 años) son los responsables del 54% del volumen de la categoría.

El segmento de yogures griegos en España es uno de los más dinámicos del mercado de lácteos refrigerados y mantiene una elevada tasa de crecimiento en ventas. De acuerdo con los informes de IRI y el Panel de Kantar, se ha elevado en un 8,3% el valor de las ventas, y se ha incrementado el número de consumidores en el segmento, alcanzando un penetración del 56%.

Lactalis Nestlé ya lanzó en el mes de febrero la variedad Nestlé Griego con Maracuyá, y unificó toda la gama de productos bajo un formato común de 4x120gr., con el objetivo de mejorar la visibilidad y el impacto en el lineal.